Aena se asoció con la ONG Saving the Amazon para plantar más de 10.000 árboles de especie nativa en la región de Porto Extrema (Brasil), con el objetivo de contribuir a la restauración y protección del Amazonas y la lucha contra el cambio climático.

A través del proyecto Bosque Aena, la compañía acordó sembrar un árbol por cada uno de los empleados del Grupo Aena (que incluye a los trabajadores de Aena en España, Brasil y Londres-Luton). Las comunidades indígenas locales se encargarán de la plantación y cuidado de los árboles, lo que contribuirá a su desarrollo económico y social.

Aena avanza en línea con los objetivos sociales y medioambientales de su Estrategia de Sostenibilidad, entre los que se encuentran la lucha contra la crisis climática, la protección de la biodiversidad, el cuidado de la comunidad local y el respeto y la promoción de los derechos humanos.

Saving the Amazon, por su parte, es una entidad social dedicada a la conservación de la Amazonía, mediante la siembra y cuidado de árboles autóctonos en lugares degradados. Gracias a su labor, ya se plantaron más de 390.600 árboles que permitieron capturar de forma natural 421.848 toneladas de CO2. De esta forma, más de 25 comunidades indígenas implicadas en los trabajos de siembra y cuidado se beneficiaron económicamente de sus proyectos.