Bodegas Trivento acompaña a la comunidad durante la pandemia

98

Mónica Caamaño, Gerente de Asuntos Corporativos y Comunicaciones de Bodegas Trivento, nos cuenta sobre las acciones que está realizando la compañía en relación a la covid-19. 

Desde el comienzo de la cuarentena, ¿qué medidas tomaron para con sus colaboradores?

Cuando comenzó la cuarentena, lo primero que se hizo fue un protocolo de ingreso y de equipo, toda la compañía se separó en dos equipos que no tienen conexión entre sí para aislar la posibilidad de contagio. Todo esto se fue actualizando, hoy estamos en el protocolo 6, es decir, modificamos 6 veces el protocolo para irnos actualizando en todas estas medidas, de limpieza, de distanciamiento social y de autocuidado. Toda la gente que puede trabajar de forma remota, por ejemplo, yo, lo hicimos así. Se mandó recomendaciones para esa gente porque obviamente, uno necesita su espacio, su lugar, tiene que organizarse, las comunicaciones tienen que ser fluidas, debíamos tener acceso todos a los servidores de la compañía, entonces hubo un pequeño momento de adaptación, pero creo que ahora estamos funcionando todos muy bien.

¿De qué forma puede continuar en el negocio del vino?

El vino es un alimento, por lo tanto, nosotros somos una industria alimenticia, por eso no frenamos nuestra actividad. En Trivento exportamos el 70% de lo que producimos, solamente el 30% se queda en Argentina. Nuestras exportaciones han sufrido, sobre todo las exportaciones a Latinoamérica, pero hay mercados a los cuales vendemos que están en crecimiento, nuestros principales mercados como Inglaterra y Estados Unidos han aumentado sus ventas y eso nos ha permitido exportar más. Hemos tenido que reacomodarnos, pero nunca frenamos. Y en Argentina es un tema bastante complejo, el tema del vino esta difícil y en general toda la industria está sufriendo y uno va buscando canales alternativos, la venta directa, los contactos, pero estamos con esperanzas que esto en el futuro se vaya a solucionar.

¿Cómo aportan a la comunidad desde su industria en tiempos de pandemia?

Tenemos varias acciones, nosotros damos becas a estudiantes y entendemos que este momento es muy importante continuar haciéndolo, entonces seguimos dando becas de estudio a los hijos de nuestros colaboradores y a niños de la sociedad. También, como nosotros cerramos nuestro comedor, con esos recursos se destinaron a dar viandas en la zona de Maipú, que es nuestra zona de influencia, ya al día de hoy llegamos a 2.200 viandas para gente que necesita la comida de todos los días, que entendemos que es así. Por otro lado, nosotros hemos donado alcohol para hacer alcohol en gel y soluciones sanitizantes a la Municipalidad de Maipú y estamos viendo de donarlo a la provincia de Mendoza. Y a través de CEM, Centro Empresario Mendocino, se hizo un aporte de capital para poder comprar dos unidades de servicios de emergencia que se van a colocar en dos zonas de la provincia, con 16 camas, para atender a las personas que pasen por la pandemia y después quedarán esas unidades al servicio de salud. Por último, somos patrocinadores de un proyecto que recauda dinero para equipar a estos centros de emergencia, pero también a hospitales de la provincia.

¿Podés contarnos sobre la acción solidaria de recaudación por la venta del vino Malbec Blanco que desarrollaron para donar becas para 70 estudiantes?

Tenemos el sistema de becas. Originalmente se daba a los colaboradores y después a los hijos de los colaboradores. Ahora, hemos abierto a la sociedad a través de FONBEC, a través de un fondo de becas que es una ONG que quiere que esto sea tomado como una ayuda que no es a dedo, sino que realmente tenemos en cuenta la excelencia de los alumnos. FONBEC se dedica a dar becas de excelencia académica a niños, adolescentes o a jóvenes, porque también tenemos becados en la universidad con bajos recursos. Para eso nosotros destinamos fondos, que no solamente salen de nuestra producción normal, sino que se creó un producto, el White Malbec, un producto que tiene este gran foco social que genera recursos para poder dar becas a alumnos de la sociedad.

Trivento lleva adelante acciones de triple impacto. ¿Cómo continúan llevando a cabo este plan sustentable en momentos de crisis?

Como nosotros seguimos en la actividad, la empresa sigue trabajando, ya sea en forma remota, yendo mediodía en la empresa y medio día en su casa, las actividades han sido modificadas, pero hemos continuado. Por eso las acciones de energía, las de agua se han continuado. No hemos tenido ningún programa que se haya frenado con el tema de la pandemia.