La compañía canadiense Daymak Inc, que ya produce en la provincia de San Luis el auto eléctrico Tito, ahora producirá también en Argentina un modelo eléctrico de alta gama.

El anuncio fue realizado por el ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, Matías Kulfas tras reunirse con directivos del consorcio liderado por Daymak y las firmas argentinas FDC Competición y Emerx.

Las empresas presentaron su proyecto de inversión para fabricar en el país su modelo Spiritus, el primer auto eléctrico de alta gama que se producirá en Argentina con fines exclusivos de importación.

“Argentina cuenta con las materias primas, la tecnología y los recursos humanos y profesionales para avanzar en la movilidad sustentable. La calidad de la industria nacional fue clave en la decisión de fabricar en el país este auto eléctrico de alta gama”, afirmó el ministro Kulfas y agregó: “Inversiones como ésta son una gran oportunidad para reposicionar nuestra industria automotriz en el mundo y generar más producción y trabajo argentino”.

El diseño y la ingeniería del prototipo corresponden a la empresa FDC Competición y son totalmente nacionales. El contenido de partes y conjuntos nacionales durante la producción en serie, que se estima para el segundo semestre de 2023, superará el 40%.

Desde la cartera que dirige Kulfas explicaron que el anuncio se da en el marco del Proyecto de Ley de Movilidad Sustentable, que fue enviado por el presidente Alberto Fernández para su tratamiento en el Congreso de la Nación.

“Con la intención de hacer un aporte al objetivo global de descarbonización, el proyecto apunta a la promoción de la utilización creciente y sostenida de vehículos propulsados con fuentes de potencia no convencionales, de producción nacional”, agregaron.

A su vez, destacaron que la promoción de la movilidad sustentable combina dos aspectos centrales: el desarrollo de una nueva industria de la movilidad, su infraestructura y cadena de valor en un contexto de ineludible conversión hacia el uso de tecnologías sustentables, junto con el impulso a la eficiencia energética. Argentina tiene las condiciones para ser la plataforma sudamericana de fabricación de vehículos eléctricos.

“Esta nueva industria podría generar inversiones por 8.300 millones de dólares en los próximos 10 años y crear más de 21.000 puestos de trabajo”, añadieron.

De la reunión participaron el presidente de Daymak, Aldo Baiocchi; el director de I+D de la compañía, Mike Chow; el dueño de FDC Argentina, Javier Ciabattari; y el ingeniero diseñador del vehículo, Fabián Magri. También estuvieron presentes, en representación de Emerx S.A., Gustavo Castells y Carlos Alonso.

Los directivos de la compañía explicaron que el modelo en cuestión es un vehículo tri-rueda de alta performance, caracterizado por un coeficiente de aceleración único en el mercado.

Funciona por un sistema de baterías especiales capaces de entregar 1000 Amp a los tres motores independientes ubicados en el centro de ruedas. Las condiciones de conducción son del tipo super sport, similares a las de vehículos de las marcas más prestigiosas a nivel mundial.

La versión tope de gama de este biplaza alcanzará los 100 km/h en menos de 2 segundos, y el precio de venta rondará los 200 mil dólares en Europa y Estados Unidos. Además, se fabricará una gama inferior a un precio más accesible.