La compañía organizó una plantación de árboles en uno de los polos deportivos de los próximos Juegos Olímpicos de la Juventud.

En el Día Olímpico Internacional, Dow, Sponsor Oficial de los Juegos Olímpicos y Socia Oficial de Carbono de los Juegos de Río 2016, junto al Comité Organizador de los Juegos Olímpicos de la Juventud, llevó adelante una plantación de árboles en el Parque de la Ciudad, predio donde se establecerá uno de los complejos deportivos de “Buenos Aires 2018”. La actividad contó con la participación de alumnos de la Escuela Media Arturo Jauretche y representantes de Cascos Verdes, una asociación civil sin fines de lucro que trabaja a favor de la inclusión socio-laboral de personas con discapacidad intelectual, a través de la educación ambiental.

En el mes del medio ambiente y con el objetivo de seguir colaborando con la organización de unos Juegos Olímpicos más sustentables, el equipo de voluntarios de Dow se unió a los representantes de las demás organizaciones para realizar la plantación de 10 lapachos, un tipo de árbol autóctono. Tras un desayuno en conjunto, miembros de Cascos Verdes brindaron una capacitación sobre los árboles y su aporte al medioambiente. Luego, Federico Mc Cormick, Director de Marketing y Comunicación de los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018, agradeció el entusiasmo de todos los participantes y destacó la contribución de Dow a la organización de estos eventos deportivos. Por último, Pablo Cattoni, Director de Asuntos Públicos y Gubernamentales de Dow Argentina, se sumó a los agradecimientos y subrayó el esfuerzo de todos los presentes para colaborar con la sustentabilidad del evento.

Bajo la experta coordinación de Plantarse, los participantes de la actividad se dividieron en grupos, tomaron las palas y empezaron a plantar los árboles. El predio está en el Parque de la Ciudad, en Villa Soldati, donde ya se iniciaron las obras para la construcción de la Villa Olímpica de la Juventud que alojará a los atletas durante uno de los eventos deportivos más importantes del mundo. La actividad fue todo un éxito ya que permitió concientizar sobre el cuidado del medio ambiente y contagiar el espíritu olímpico.