Grupo San Cristóbal, grupo asegurador y financiero líder en el interior del país, se suma con su apoyo al proyecto “Un Respiro”, para la fabricación de dispositivos respiratorios de emergencia, previo a que incremente el pico de contagios por la pandemia provocada por el virus COVID-19.

El principal objetivo es ayudar a sobrellevar el contexto de emergencia sanitaria. “Un Respiro”, proyecto impulsado por la empresa rosarina Inventu y la Universidad Nacional de Rosario, trabaja por el desarrollo de un ventilador de transición para emergencias a bajo costo para afecciones específicas del COVID-19. Utiliza componentes industriales ampliamente disponibles, que permiten la rápida escalabilidad de la solución.

La inversión del Grupo San Cristóbal en esta etapa asciende a más de $1.000.000 para aportar en la investigación y desarrollo de esta alternativa médica, que se encuentra todavía en fase de testeos. El dispositivo, que utiliza tecnologías de IoT (Internet de las Cosas), circula el aire dentro y fuera de los pulmones de los pacientes, de manera controlada, y a su vez, monitorea presiones y volúmenes desplazados.

Dada la coyuntura, en la que se prevé una escasez de respiradores microprocesados de terapia, se busca evitar que profesionales médicos pierdan su tiempo y deban exponerse a la alta carga viral del paciente. El producto Un Respiro permite automatizar esa tarea y liberar a los profesionales médicos para que puedan atender a otros pacientes.

“Un Respiro” es un proyecto Open Source desarrollado por la Universidad Nacional de Rosario (UNR) y la empresa de innovación rosarina Inventu SRL., que permite que los planos, piezas, insumos, y los procesos de fabricación, estén disponibles para su descarga gratuita, a fin de masificar la asistencia a lo largo de todo el país.

La donación de Grupo San Cristóbal se da en el marco de un programa de acciones de asistencia social que la compañía está llevando a cabo para ayudar a diversos organismos frente a la coyuntura. Entre ellas se cuentan: donación de mobiliario y cobertura de Accidentes Personales los voluntarios del el Centro de Aislamiento emplazado en el Hipódromo por la Municipalidad de Rosario; apoyo al programa de emergencia del Banco de Alimentos de Rosario para abastecer comedores de más de 500 organizaciones sociales; la adquisición elementos de limpieza a ser entregados a la Fundación del Alto en el chaco salteño; donación a la Cruz Roja para apoyar el programa #ArgentinaNosNecesita.