Del 13 al 17 de Junio, la compañía impulsó la cuarta edición de la Semana de la Diversidad e Inclusión, una iniciativa que busca fomentar entre sus empleados la importancia de contar con equipos diversos como factor de éxito.

El desarrollo de las actividades se realizó a nivel internacional, en los más de 75 países donde Henkel tiene presencia directa, con el objetivo de reforzar sus valores corporativos, en el marco de su estrategia global de sustentabilidad y su compromiso social.

Las actividades en la filial argentina incluyeron charlas sobre Discapacidad (a cargo de “En Buenas Manos“, quienes brindan el servicio de masajes en las oficinas con personas no videntes); Experiencia (los colaboradores más experimentados y con recorrido internacional hicieron referencia a la diversidad cultural e inter-generacional); y Género (empleadas reflexionaron sobre la importancia de contar con igualdad de oportunidades y beneficios que permitan tener un mejor balance entre su vida laboral y personal, como el horario flexible y el home-office). Además, durante toda la semana, los colaboradores disfrutaron de un menú internacional a la hora del almuerzo.

“Es clave contar con una buena gestión de la diversidad, ya que el hecho de tener equipos de trabajo diversos permite adaptarnos mejor a los cambios, entender mejor los mercados donde operamos y desarrollar ventajas competitivas“, señala Carlos Martínez, Gerente de Recursos Humanos de Henkel Argentina y Responsable de Governance de RH para América Latina.

Diversidad de Género: Importantes progresos

A nivel global, Henkel –con casa matriz en Alemania- emplea a personas de más de 125 nacionalidades en los 5 continentes con una media de 10,3 años de antigüedad y un porcentaje de mujeres del 34%.

En el ámbito local, Henkel Argentina también cuenta con una media de 10 años de antigüedad y un 24% de mujeres en su staff. El porcentaje de mujeres en puestos gerenciales alcanza el 17%, donde profesionales de sexo femenino ocupan posiciones estratégicas y de gran responsabilidad, en áreas como Finanzas, Producción, Calidad y Comercio Exterior. Además, este indicador asciende al 33,3% en el Comité de Dirección de la compañía.

Según estos datos, y en comparación con los de hace una década (2006), la representación de la mujer en puestos de gestión en la filial local aumentó un 36% (4,5 puntos porcentuales, de 12,5% a 17%). Asimismo, en los últimos diez años, la participación de mujeres en el Comité de Dirección se triplicó (de 11% a 33,3%).