Natura &Co reafirma su compromiso con la vida

523

Paola NimoGerenta de Sustentabilidad de Natura Argentina, conversó con PRESENTE acerca de la relevancia del reciclado y la regeneración de los residuos en el desarrollo de la economía circular, en pos de mejorar la calidad de vida de las personas y colaborar con el medio ambiente. Además, remarcó en detalle la implementación de diseños ecoeficientes y de repuestos, así como los compromisos al 2030 que afronta la compañía.   

¿Cómo contribuye Natura en la mejora de la tasa de reciclado del país? 

Natura tiene una visión muy fuerte de compromiso con la vida a través de Natura &Co y la baja a Natura Cosméticos con tres causas principales: “Amazonia Viva”, “Más Belleza” y Menos Residuos”, y “Cada Persona Importa”. Cuando hablamos de causas, para nosotros no son causas propias de Natura, son del mundo. Pero lo que sí podemos hacer, que son los temas prioritarios de la sociedad, es darles una respuesta o ser parte de la solución con nuestro modelo de negocios. Por ejemplo, en “Más Belleza Menos Residuos”, tenemos un compromiso público desde hace dos años de recuperar el 15% de todo lo generado a través de nuestras ventas, pero con el acento y el subrayado en material post consumo. Lo llamamos así porque justamente lo que queremos incentivar e incrementar esa tasa de reciclaje del país. No lo hacemos solos. Lo hacemos a través de cooperativas de recuperadores urbanos porque para nosotros es muy importante el rol que tienen ellos en la sociedad para ser estos agentes de transformación y de cambio. En el 2020 tenemos el orgullo de poder contar que después de llegar a ese 15% de todo lo generado, pudimos recuperar el 51%. Esto fueron alrededor de casi 2 mil toneladas. Es mucho en un año de pandemia. Nosotros nos encontramos, como todos, con mucha incertidumbre. Por eso estuvimos averiguando qué tipo de proyecto podíamos ayudar para incrementar esta tasa de reciclaje y nos aunamos a “Re Rafaela”, de esa localidad. Que lo que impulsa es el reciclaje, recuperar, reparar. Justamente nos contaron sus desafíos y sus necesidades y nosotros pudimos cumplimentarlas en poder donar artículos y equipamiento para poder incrementar y ser más eficientes en esa tasa de reciclaje. Algo que fue mágico, es el hecho de que pudimos no solamente unir a la Municipalidad, a los recuperadores humanos que están en las cooperativas, sino también a nuestras consultoras. Entonces, se formó una gran red de transformación todos preocupados por lo mismo, tratando de movilizar a otros con nuestros mensajes. Quizás el 2020 nos encontró mucho más en el hogar con esa responsabilidad o con esos impulsos de cambios de hábitos que tuvimos y con esa conciencia de lo que generamos.  

¿Con qué organizaciones se aliaron para este objetivo? 

Nosotros somos parte de Cempre, un circulo de varias empresas donde estamos comprometidos en pos de incrementar el reciclaje de nuestro país y la verdad es que hace años que ya trabajamos impulsando proyectos. También, el observatorio de cómo están hoy por hoy los puntos, las disposiciones. Si están reciclando o no, cómo están las cooperativas a lo largo y a lo ancho de nuestro país. Y nosotros con ellos estuvimos buscando proyectos. Estas toneladas las pudimos recuperar de junio a diciembre porque antes estábamos todos adentro de nuestras casas. Era difícil, mismo hasta los recuperadores urbanos. Con esto de cuidar a las personas en “Cada Persona Importa”, necesitamos ese equilibrio y encontramos en Rafaela esta posibilidad de aunarnos a un proyecto que ellos ya venían gestionando y que lo pudieron poner en marcha. Porque no todas las provincias y ciudades pudieron ponerse en marcha tan rápido. Entonces, había que encontrar ese equilibrio entre el cuidado de las personas y nuestro compromiso que teníamos muchas ganas de poder cumplirlo, y lo encontramos a través de Cempre 

¿De qué forma Natura produce envases ecoeficientes? 

La verdad es que tenemos que pensar que todos somos responsables de lo que generamos. Y el diseño de nuestros productos tienen que ser vehículos de nuestras causas y portavoces de esto que nos preocupa, y que podemos ser parte de la solución. No importa si yo hoy por hoy lo que estoy recuperando va a terminar en mis productos o no, lo importante es que entre a la industria de vuelta sea parte de una economía circular. En cuanto a lo que nosotros hacemos con nuestros productos, hoy por hoy tenemos diferentes tipos: algunos con PET cien por ciento reciclado, otros con plástico verde que es a través de la caña de azúcar, no estamos usando materiales no renovables. Incentivamos propuestas que tengan un menor impacto. Sabemos que los plásticos en el océano es una de las grandes preocupaciones, y que hoy por hoy el plástico es visto como el enemigo. Queremos empezar a tejer esta red de la economía circular, de la responsabilidad que tiene cada uno en la separación, de cómo esa persona que separa le está dando ingresos a otro que es recuperador urbano, y cómo este último genera una renta, y puede volver a ser parte de otro producto. Creo que si empezamos a tejer todo eso empezamos a tener una responsabilidad y una acción en pos de la movilización. Cuando hablamos del eco-diseño creo que lo más importante es la palabra diseño. Nosotros estamos todo el tiempo pensando y nuestros proyectos siempre están ocupándose en seguir mejorando porque sabemos que tenemos oportunidades, pero la idea es cada vez poder ofrecer lo máximo y reducir al mínimo. Siempre considerando y eliminando la mayoría de los excesos posibles. Siempre cuidando que el producto llegue en condiciones, con esa calidad esperada, pero creo que es muy importante el diseño. Ya pensar cómo este producto se va a recuperar. Pensar más allá de ese uso que va a usar por primera vez esa persona, es decir, la larga vida que se le puede dar al producto.   

¿Cómo se impulsa la utilización de repuestos? 

Tenemos diferentes formas. Sabemos que cada persona es un mundo y todo el mundo importa, por ende, a cada persona le llega la comunicación de una manera distinta. Nuestras consultoras y consultores son por excelencia nuestros agentes de cambio y transformación porque son los que están más en contacto con los consumidores finales. Pero también nuestras redes sociales. Nosotros, por ejemplo, teniendo en cuenta todos los cuidados que tenemos que tener para asegurar la salud de todas las personas, hicimos una campaña de verano donde estuvimos en Mar del Plata. Vamos a estar en Salta, Mendoza, Bariloche, trayendo un concepto de más conciencia. Porque sabemos que muchos hábitos empezaron a aparecer en plena pandemia. Nosotros lo que queremos hacer ahora es sostenerlos y dar esa oportunidad, del que no se pudo contactar, de conocerlo para poder aplicarlos. En Mar del Plata pudimos recuperar casi dos toneladas en diferentes puntos para traer esa conciencia de que lo que nosotros generamos puede ser parte de una economía mayor, puede haber una playa más bonita y con menos residuos.  

¿De qué se trata la iniciativa “Compromiso con la vida de Natura de cara al 2030”? 

Lo que marcó esta visión 2030, que lo llamamos “Compromiso con la Vida”, es reafirmar lo que nosotros creemos que no solamente lo asumió Natura sino Natura &Co. Ahora estamos formando un grupo. Ese “&Co” significa más que “Company”. Significa colaboración, co-creación, hacer eco. Porque sabemos que no estamos haciendo las cosas solos, que necesitamos hacerlas con muchos más. Mismo el término que usábamos recién: economía circular. Tengo que tener comprometido a todos los actores. Por eso es que Natura &Co empezó a pensar en los compromisos con nuestra visión al 2050, pero que eso no alcanzaba. Entonces, quiso renovar y reafirmar que lo queremos hacer en conjunto, con otros. Y llamamos estos compromisos a tres ejes: enfrentar el cambio climático y proteger la amazonia, defender los derechos humanos y ser más humanos, y abrazar la economía circular y la regeneración. La verdad que son compromisos muy ambiciosos, y por eso necesitamos la ayuda de muchos otros. En cuanto a enfrentar el cambio climático y proteger la amazonia, queremos llegar a hacer emisiones netas de carbono cero. Esto queremos hacerlo 20 años antes del compromiso firmado por la ONU. Por otro lado, aplicar el protocolo de Nagoya e intensificar acciones en proteger la amazonia. La amazonia es uno de los biomas más importantes que tenemos en Latinoamérica. Regula con su humedad el 70% del PBI de la región porque es la que trasmite la humedad a través de los aires a la agricultura. Por otro lado, defender los derechos humanos y ser más humanos, tenemos diferentes aristas. No sólo nos preocupamos por nuestros colaboradores y asociados, sino por nuestras consultoras y consultores, las comunidades de recuperadores, las comunidades de amazonia, porque queremos que todos podamos llegar a tener una vida digna. También ratificamos la intolerancia ante la violación de los derechos humanos. Y ahí priorizamos a las personas. Por último, esto de abrazar la economía circular y la regeneración nos estamos comprometiendo en poder mirar no solamente nuestros productos, sino que tenemos compromisos fuertes al 2030. Queremos garantizar un modelo circular que sea capaz de regenerar más de lo que produce. Ahí es donde empezamos a trabajar en las soluciones regenerativas que es tan importante para lo que se viene.     

¿Algo más para agregar? 

Nosotros vamos a seguir con nuestros compromisos. Puede ser que el contexto cambie como ya nos pasó, pero los compromisos los tenemos. Y encontramos la forma de poder llevarlos a cabo porque creemos que son parte de la solución y no los podemos postergar porque sabemos que nuestras causas son causas del mundo, y que nuestro modelo de negocios puede ser parte de la solución. Creo que lo más importante es entender cómo cada uno desde nuestra casa puede ser un agente de transformación. Cada vez tenemos mayor oportunidad, en el contexto actual, de hacerlo con otros. Creo que esas cosas son valores que nos dejaron y que nos muestra que se puede.